La poesía empieza donde la palabra pierde el sentido

parto a los suburbios

parto a los suburbios de París
con las manos vacías
y los ojos bañados en sangre
¿volveré también con las cuencas vacías?

sueño que lloras en una catedral
seguramente en la ciudad de roma

voy a decir adiós
al más puro de los árabes

y volveré
para revolcarme contigo
en el amor
y el deseo

oh dios blanco de la pena
oh ángel de cenizas
lloraremos juntos

volveré pronto
para quedarme

No hay comentarios:

Publicar un comentario