La poesía empieza donde la palabra pierde el sentido

no te detengas

no te detengas

enamórate si eres joven
vive el desamor intensamente
embárcate en mil aventuras
sé un cobarde o un traidor
o el más fiel de los amigos

pero no pares

ten una familia
si eres ya un hombre
o una mujer
trabaja sin descanso
dedica tu vida dios
o la política
ten un millón de hijos
entrégate al sexo desenfrenado
o a lo que quieras

pero no te detengas

porque si por un momento
para tu desgracia
paras
y oyes el inmenso silencio
o sientes la  infinita soledad
que se encierra en tus entrañas

vivirás para siempre
como un témpano de pena

(eso sí
siempre podrás ser
poeta)

No hay comentarios:

Publicar un comentario